lunes, 20 de noviembre de 2006

a solas en el metro

A mi me sucede lo mismo. Todos los días encuentro en el metro chicas que, solo con cruzar una mirada, me aseguran que son amables, cariñosas y hermosas por dentro... y yo las dejo escapar porque no tengo el valor de hacer lo que hiciste tú con el anuncio de Special K: detenerme para meditar si es una realidad perfecta, o si tan solo fue un instante de ficción de una mente esperanzada.

Besos Kay

Enric

domingo, 5 de noviembre de 2006

Chico malo

Señorita, me lo ha preguntado en dos ocasiones y no voy a engañarla:
Si le dije que soy un chico malo es porque miento. Empecé a mentir un día en que, de tanto miedo, decidí no ir más allá de lo necesario. Ése día asumí la peor derrota - no haber luchado -, y desde entonces prefiero tentar la suerte mil veces a andar con miedo a tropezar de nuevo.
Por favor, evite hacer un juicio tan simple: Si no soy tan malo es porque a veces la resaca de tanta libertad me aturde, y necesito épocas de oscuridad y silencio. Hay inviernos en los que me pierdo de tanto llorar a solas, y si al fin me encuentro a mi mismo es porque decidí no perder nunca la esperanza, o porque creo que todo lo que ocurre tiene un sentido.
No dude que en lo de tan malo hay alguien que no la ha mentido, y que, solo por eso, quizá detrás de esos ojos verde oscuro esconda a alguien un poco bueno.

Enric